¿Pensando en hacerte una sesión de fotos familiar?

Si estás pensando en hacerte fotos de familia, seguro que tienes claro qué resultado quieres obtener aunque no sepas cómo se denomina “oficialmente”. 

Y es que el sector de la fotografía familiar se ha ampliado y ya no sólo hay fotógrafos en busca del retrato familiar perfecto. 

Por eso, te voy a hablar de los tres tipos de fotografía familiar que podemos encontrar para que sepas distinguir cuál te gusta más y busques el fotógrafo que vaya a capturar lo que tú quieres.

Fotografía familiar tradicional

Este es el estilo más tradicional, donde todos los miembros de la familia posan mirando a cámara (si es con una sonrisa, mejor) y están vestidos iguales o perfectamente coordinados. Por supuesto que sigue siendo un estilo aceptable y muy buscado por mucha gente. Incluso a mí me gusta de vez en cuando tener una foto así, pero para una sesión familiar yo busco otra cosa y quizás te pase a ti lo mismo. Veamos qué otras opciones tenemos.

Fotografía posada de una familia compuesta por los padres y dos hijas, todos conjuntados con el blanco y el rosa como colores principales. Los cuatro están posando en un camino en medio del bosque al atardecer

Fotografía familiar natural (o lifestyle en inglés)

Este tipo de fotografía se basa en algunas poses a partir de las cuales el fotógrafo pide a los miembros de la familia que interactúen entre sí en lugar de estar mirando a cámara. Normalmente las familias también se vestirán coordinados para la sesión de fotos, pero también puede darse el caso de que se vistan como un día cualquiera. Al fin y al cabo, en este tipo de sesiones el fotógrafo busca que la familia pase un buen rato durante el que pueda ir capturando la emoción, espontaneidad y la conexión dentro de la familia.

Fotografía familiar documental

En este estilo de fotografía, el fotógrafo se limita a estar y observar mientras la familia hace su vida normal. Aunque pueda parecer algo bastante simple, el fotógrafo debe tener una habilidad especial para adelantarse a lo que va a pasar y buscar el mejor ángulo para capturar lo que sucede. Y todo esto sin intervenir. Si lo que buscas es capturar tu día a día de la forma más pura, este es sin duda tu estilo fotográfico.

¿Cómo sé qué estilo prefiere cada fotógrafo?

Mira las fotos de su galería o portafolio, ¿cómo son las fotos? Y, sobre todo, ¿te gusta lo que ves? ¿te llega al alma? ¿te gustaría tener fotos como las que estás viendo? Si la respuesta es un SÍ claro, ya tienes a tu fotógrafo ideal. Si tienes alguna duda, es posible que debas seguir buscando o quizás puedes escribir al fotógrafo para que te cuente cómo trabaja.

Mi estilo de fotografía de familias

Me gusta situarme entre los dos últimos. Aunque suelo dirigir al principio porque las familias llegan bastante tímidas, una vez pasados varios minutos, suelen relajarse y empezar a interactuar de forma espontánea. Cuando esto sucede, yo me limito a documentar aquello que veo y los momentos que me llegan al corazón.

¿Has descubierto ya cuál es tu estilo fotográfico familiar predilecto o cuál se adapta mejor para la situación familiar que quieres retratar? Si te gusta lo que yo te cuento sobre lo que hago, contacta conmigo y ¡vámonos de sesión!